Las mejores nieves exóticas de México que tienes que probar!!



Cuando piensas en helado, seguramente se te antoja uno de chocolate, vainilla o fresa, limón o mango ¿no? De esos sabores básicos que puedes encontrar en todas las heladerías y que a todos nos encantan.


Por muchas décadas, en distintas partes de México se han elaborado nieves de sabores exóticos, sabores que van mucho más de lo que te puedas imaginar y estas son de lo más delicioso.


1. Helado de Mole - Dolores Hidalgo, Guanajuato.

El mejor punto de la ciudad para degustar una nieve, es en el parque principal, justo en frente de la Parroquia de Nuestra Señora de los Dolores. Los dos sabores más pedidos según uno de los vendedores de helado, son el de Mole, que tiene un sabor ligeramente dulce y picosito y el de Cerveza, con todo y su salsita como si estuvieras degustando una michelada.


2. Helado de aguacate - Tepoztlán, Morelos.

Un cremoso y delicioso helado natural y tradicional, estos helados se han vuelto muy populares en México y entre sus sabores más representativos se encuentra el de Arrullo de Luna, Beso de Ángel, Beso de Cenicienta, Beso del Tepozteco y Canto de Sirenas: creaciones a base de ingredientes naturales que no encuentras en ningún otro lado.


3. Nieve de Sorbete de leche quemada con tuna roja - Oaxaca, Oaxaca.

Está elaborada con huevo  leche, azúcar y vainilla, que según los locales, es la receta tradicional. La copa especial de la casa está servida con un toque de tuna roja, lo que le da un sabor poco común entre ácido y dulce, combina la cremosidad de la leche quemada con el sabor exótico de la tuna. 


4. Nieve de Pasta - Pátzcuaro, Michoacán

Esta delicia está preparada con almendras, miel y leche y tiene más de 100 años de historia.


5. Helado de piña artesanal – Chalco, Estado de México

El primer helado que se sirvió así, fue el de naranja. Desde 1951, el señor Antonio Ocaña, puso una cremería elaborando el mismo los helados de naranja con una peculiaridad, raspaba la cáscara del  fruto para hacer el helado y después introducirlo nuevamente en la cáscara y así volver a formar la naranja que se vuelve más grande y ovalada con el helado en su interior.


Atrévete a probar todas estas exóticas y exquisitas nieves, verás que no te arrepentirás.





1002 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
  • Blanca Facebook Icono

Facebook

  • Blanco Icono de Instagram

Instagram